lunes, 23 de marzo de 2009

Arrítmico



Nunca nada ha superado la profundidad del mar.

ni la infinitud del universo,

ni la vileza de estos versos

ni la impiedad del frío yeso,

que irradia en las paredes nuestro astro al brillar.


Nunca nada ha superado la serenidad del silencio.

Ni el chispeante fuego ardiente

Ni tu compostura paciente

Ni la noche más relente,

Que humedeció con sus labios aquel perpetuo beso.


La infinidad se escapa,

como el humo entre mis manos:

efímero, fugaz y decrépito

La infinidad se escapa

entre la vida lacerante y perecedora;

convive entre la finitud del tiempo

y los viejos recuerdos,

que se balancean levemente en aquella mecedora.


Nunca nada ha superado la profundidad del mar.

Ni la plateada luz de luna,

Ni el amargo llanto que proviene de la cuna,

Ni el alma que arroja al camino su pesar.


Allá en el universo, hay pozos sin fondos,

y en la tristeza, mates amargos,

y dolores de hierbabuena

heridos a fuego lento.


No me contento con mi poca aspiración.

El fondo del mar y los misterios que desata

siguen siendo el mismo cuento:

la historia que deslumbra sirenas y tritones

y malvadas brujas que no tienen corazón.


Foto: tomada en Cangas do Morrazo. Playa de Rodeira.

9 comentarios:

Belén dijo...

Arítmico, pero musical...

Besicos

nestor dijo...

Hola amiga, como estás?
lindo poema....es de tu autoria...pregunto por lo de "mate amargo" propio de Argentina.

Muy linda foto...en mis años de adolescente tenia un mural colgsado en mi habitación muy parecido, complementado conn un poema de amor. No hace mucho tiempo.jeje

saludos mil....y hasta la proxima

Electric Feel dijo...

Que lindo musical (:

Sombras en el corazón dijo...

Buena mezcla de adjetivos y sustantivos; resulta un poema visual y provoca sensaciones.

Un abrazo

AdR dijo...

Yo te veo el mismo ritmo de siempre: Eres romántica hasta la médula, unas veces lo dejas ver, otras no, pero me gustan tus versos, me gustan mucho.

Besos.

Jaime Daniel dijo...

Bonita estética de tus versos, quizás algunos con algo de arritmia, pero cuando las palabras salen del corazón, la poesía no debe someterse a reglas estilistas... eso creo yo.

David Carrascosa dijo...

Bello poema aderezado con una no menos bella foto. Enhorabuena!!

Una brazo, Lau!

pd. Buen cambio el de tu blog

Alberto López Cordero dijo...

Me guardo el poema para publicarlo algún día.Por supuesto acreditando su autoría. Genial.

© loki vinodelfin dijo...

El "no fin" provoca muchas sensaciones. A veces encontradas, otras acompañadas. Lo vacío de lo desconocido induce muchas veces a rechazarlo de plano. Miro al final y no lo encuentro, es lo que me anima a seguir adelante. Bello poema Laura.

Besos sin fin de loki vinodelfin.